Este año Le Championnat parece más abierto que otros años, bien es cierto que es debido a que el Olympique de Lyon se preparaba más para la Champions League que para la Liga, en la cual sin hacer grandes esfuerzos sumaba los títulos año tras año durante siete temporadas seguidas.
Este año, los equipos se han espabilado en no perder puntos tontamente unos contra otros y pisarle los pies al todopoderoso Lyon, lo que más asombra al espectador, es ver la recuperación del PSG, ya que durante unas temporadas estuvo lidiado con el descenso y en algunas de ellas, estuvo verdaderamente cerca de rozarse el desastre y ahora es tercero a un punto del líder.
El Olympique de Marsella, parece haber renacido de sus cenizas y este año está siendo un equipo más completo en todos los aspectos y con un carácter ganador, lo cual le hace un equipo difícil de ser batido y que además ganó en la última jornada al PSG en París, lo que demuestra la mentalidad del equipo.
El Girondins de Burdeos, en cambio este año se ha visto un poco más irregular que el año pasado, pero ha conseguido quitarle la Supercopa de Francia al Lyon y además esta a tan sólo tres puntos del liderato y con jugadores como Gourcuff, Chamack, Cavenaghi, estará dos meses fuera de los terrenos del futbol por lesión, Henrique,…..
El Tolouse, que el año pasado fue una de las grandes decepciones, ha vuelto por sus fueros e intentará volver a colarse en los puestos europeos, con un delantero, que seguramente se irá en verano por el buen hacer de esta temporada, ese es Gignac, gracias a él su equipo está a tan sólo cuatro puntos del primer puesto, después de un inicio poco esperanzador.
El sexto es el Lille, del cual no suelen sobresalir muchos nombres en sí, más que un jugador destacado, sobresale el bloque, pero este año, el brasileño Michel Bastos está llevando la batuta de su equipo y en algún medio se especula, que le interesa al Bayern de Münich de cara a la siguiente temporada.
El Rennes, el séptimo está a seis puntos y durante los últimas semanas ha perdido algo de fuelle respecto a los otros perseguidores, pero esta haciendo una campaña muy buena, destacando entre ellos Pagis, Bryand, Ekoko y Sow, desde atrás hará daño, a todos aquellos que no lo vean como un equipo aspirante a estar en posiciones europeas.
Lejos de estos siete equipos, hay dos que tienen siempre el cartel colgado de equipos aspirantes, pero que nada más empezar la liga, se ve que sus objetivos son bien diferentes, el único es salvar la categoría y poder hacer algún buen papel en la Coupe de France o en la Coupe de la Ligue, esos equipos son el Auxerre y el Mónaco. Este año son décimo y undécimo respectivamente, pero a cinco y cuatro puntos del descenso.
Peor es ver, aún más abajo, a equipos históricos como el Nantes múltiple campeón francés antes del Lyon, y que está batallando contra el descenso después de ascender la temporada pasada, y que decir del AS Saint-Etienne, un equipo que esta jugando la UEFA y sin embargo se encuentra antepenúltimo en la cola, doloroso para cualquier espectador. Además el Sochaux, que hace no mucho estuvo disputando la UEFA está cuarto por la cola y siendo el salvador del equipo el checo Sverkos, recién llegado en invierno.
Una pena, pero así son las cosas en Le Championnat, más abierto, más sufrido, más reñido y batallado que nunca.

Anuncios